3 Razones por las que debes reemplazar tu impresora

reemplazar tu impresora

¿Cada cuanto debes reemplazar tu impresora? Aquí te compartimos algunos aspectos que debes tomar en cuenta.

Si eres cuidadoso con tu equipo de oficina, este te va a acompañar por años. Sin embargo, a medida que la tecnología avanza, los equipos como impresoras se adaptan a nuevas necesidades del mercado, por lo que, llegado un tiempo, debes considerar renovar tu equipo de impresión.

Por lo general, tendemos a pensar que mantener una impresora por varios años es una forma de optimizar los recursos.

Si bien esto es cierto, llega un punto en que los costos de mantenimiento empiezan a ser casi similares, -si no es que mayores- a los costos que implicaría invertir en una impresora nueva.

Reemplazar tu impresora

Una de las formas más inteligentes de ver al equipo que te ayuda a ser productivo, es tomarlo como una inversión y no como un gasto.

Aquí te presentamos algunas de las razones por las que debes considerar reemplazar tu impresora.

 

1. Falta de medidas de seguridad

Usualmente los equipos de oficina están interconectados, de tal forma que pertenecen a una red de trabajo.

Consultando con analista de seguridad informática, nos comenta que sí es posible sufrir ciertos tipos de ciberataques desde los dispositivos conectados a una red de trabajo.

Y una impresora antigua es uno de los puntos vulnerables, una potencial entrada para ataques externos.

Aunque el ataque siempre será una posibilidad, las impresoras más recientes son menos vulnerables a virus o intentos de extracción de información de la red de trabajo.

Lee también: Cómo proteger tu impresora WIFI de los hackers.

 

2. Costos de Mantenimiento y de uso

Como mencionamos anteriormente, un equipo puede durar varios años, pero con los años, vienen algunos costos que quizás no teníamos en el presupuesto.

  • Primero, mientras más antigua sea una impresora, más difícil será encontrar cartuchos, porque los proveedores van renovando su stock de consumibles a medida que salen nuevos modelos.
  • Segundo, para mantener una impresora, hay que tomar en cuenta los costos de mantenimiento que esto implica.
  • Tercero, la tecnología de impresión siempre va encaminada hacia hacer más eficiente la impresión, por lo que una impresora antigua implicará más costos de impresión que un modelo reciente.

 

3. Problemas por incompatibilidad

Debido a que el avance de la tecnología se ve reflejada en el surgimiento de nuevos dispositivos y la mejora de los existentes, es posible que una impresora antigua no sea compatible con dispositivos móviles o con computadoras recientes.

Un claro ejemplo son las laptops que ya sólo vienen con conectividad HDMI y abandonaron las conecciones VGA, por lo que ya no son compatibles con los equipos antiguos.

Los nuevos modelos de impresoras tienen capacidades que se adaptan a las nuevas tecnologías. Por ejemplo,

  • impresión inalámbrica
  • Impresión desde dispositivos móviles
  • impresión de fotografías a costos más eficientes
  • etc.

Lee también: La impresora Samsung que hace más inteligente a tu teléfono móvil

 

¿Cada cuánto deberías cambiar tu impresora?

Cada modelo y cada marca tienen diferentes tiempos de uso recomendables. El sitio Statista refleja que el tiempo de vida de una impresora en 2008 estaba en un promedio de 5.3 años.

Para el 2015, el promedio era de 4.8 años.

reemplazar tu impresora

La impresión desde los dispositivos móviles es un de las funciones que agilizan tu productividad.

En base a estos promedios, y debido a los avances tecnológicos, podemos sugerir que una impresora se puede cambiar cada 3 o 4 años.

¿Cuántos años tiene tu impresora actual? Te invitamos a considerar estos aspectos y a evaluar si ya es hora de remplazar tu impresora!


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *